Yarith Tannos- Oaxaca- Cultura- Tannos- Yarith

Las hojaldras con azúcar roja son uno de los postres por excelencia del estado de Oaxaca. Es común encontrarlas apiladas en canastas o en la entrada principal del mercado 20 de noviembre. Este postre suele prepararse en diferentes tamaños y una de las cosas que más llaman la atención a la vista son las pecas de azúcar roja.

Su preparación es relativamente sencilla y de manera tradicional en hornos de tabique. Los ingredientes que se acostumbran son harina de trigo, azúcar, manteca, agua y mejorante. Aunque también existen variaciones.

Una buena hojaldra oaxaqueña se acompaña de un rico chocolate o un café de olla calientito. A continuación, te llevaremos de la mano para preparar este rico pan de Oaxaca.

Hojaldras con azúcar roja
FOOD AND WINE EN ESPAÑOL

Ingredientes

3 litros de agua

½ kilo de azúcar

150 gramos de sal

50 gramos de mejorante o magimix

50 gramos de levadura

½ kilo de manteca vegetal o mantequilla

3 kilos de harina de trigo

¼ de azúcar rojo

Modo de preparación de las Hojaldras con azúcar roja

En un recipiente grande vierte el agua, el azúcar, la sal, el mejorante, la levadura (unos 40 gramos) y la manteca vegetal (reserva una pequeña porción). Mezcla y paulatinamente ve agregando los 3 kilogramos de harina de trigo. Asegúrate que se mezcle todo de manera uniforme y la masa no tenga grumos. No obstante, debe tener una consistencia dura.

Cuando la masa esté lista se divide en pequeños trozos, cada uno se debe hacer en forma de bolita. Cuando ya tengas todos los trozos hechos bolita, los vas a dejar reposar por 10 minutos. Después se aplastan y se les agrega una pizca de levadura encima, y se engrasan con la manteca o mantequilla que reservaste.

Después agrega azúcar roja a manera de pecas, cuando estén listas colócalas en charolas para hornear y déjalas reposar una hora. Luego mételas al horno a una temperatura de 250º centígrados y déjalas por 25 minutos. Sácalas, deja enfriar un poco y ¡listo! Disfruta de tus hojaldras con una bebida espumosa y caliente, ¡provecho!

Por José Luis Ramos
Créditos mas-mexico.com.mx